Guiso de garbanzos con langostinos

Con el frío y la lluvia de estos días, he llegado a casa del trabajo helada y con muchísimas ganas de comer platos calientes de cuchara, con su caldo rico, sus legumbres… de entre todas, mi favoritos son los garbanzos y pensé en hacerlos con calamares o sepia -otra receta que me encanta-, pero tenía langostinos en casa, así que no encontré excusa posible para no prepararlos.

Como siempre os digo, sacad ratos para cocinar.
Solemos llegar súper cansados del trabajo y las mil y una faenas que nos vamos marcando, muchas veces sólo apetece abrir la nevera y comerse medio bote de aceitunas, unas lonchas de jamón, un par de rebanadas de pan y un yogur por no perder tiempo y no ensuciar de más, pero eso podemos hacerlo un día de prisa extrema, el resto hemos de comer como lo hacíamos de pequeños: comida real, cocinada en casa, con alimentos reales e intentando saborearla y disfrutarla con calma.
Yo suelo dedicar el domingo o varias tardes a la semana para preparar las comidas de la semana, os aseguro que con un poquito de organización es suficiente ;)

Y volviendo a la receta: con casi todos estos guisos y potajes lo suyo es hacer cantidad de más y que nos sobre de un día para otro, ¡que está más rico aún! Seguir leyendo…

Berenjenas rellenas “a la griega”

Hace unos días preparé esta receta con la intención de participar en un concurso,
pero quedó tan rica y es tan sencilla que me pareció mejor publicarla aquí para que quedase perenne y por si alguien se anima a probar ;)

Y es que, además, hace casi un año que estuvimos en Atenas, tenía berenjenas recién compradas y una cuña de feta D.O. curado 6 meses en barrica que estaba deseando cortar,
de ahí el apodo de “a la griega”.
Para mí fue el momento perfecto para echar un buen rato entre fogones, recordando los paseos por Plaka y Monastiraki, el bullicio del mercado ateniense, las tiendas de alimentación de las callecitas cercanas, las vistas desde la Acrópolis y el Licabeto, los restaurantes donde disfrutamos de la gastronomía griega…
En fin, nos quedó tanto por ver, comer y pasear, ¡habrá que volver!

beren4marca

Como veréis, aunque en casi todas las recetas de berenjenas rellenas nos indican que hay que asarlas para después sacarles la pulpa, en mi caso lo que suelo hacer es cortarlas a lo largo por la mitad y escaldarlas en agua con sal, así toda la berenjena queda súper tierna y se come enterita (bien lavada siempre, eso sí).

Elegid siempre unos buenos ingredientes y dedicad un ratito a cocinar,
¡estas berenjenas merecen mucho la pena! Sigue leyendo…

Recetas navideñas: Pimientos del piquillo rellenos

Un año más, veía cómo -por falta de tiempo debido al trabajo- me pillaban las Navidades sin meterme en la cocina a preparar recetas y disfrutar entre cacharros… ¡y eso no podía ser!

Así que hoy, aún con un resfriado incipiente y un cansancio acumulado bastante importante, me he propuesto adentrarme en la semana de Nochebuena subsanando esta situación:
* prefermento del Panettone esperándome en la encimera de la cocina
* pulpo recién cocido en la olla lenta
* todo lo necesario para hornear galletas y Roscón de Reyes
* un pan 100% centeno (y alcaravea) enfriándose
* una masa retardada de pan con aceitunas en la nevera

Me ha venido tan bien dedicar la tarde a estas faenas…
Y es que me hace muy feliz cocinar (Sí, feliz. Qué rara soy, ¿no?)
Por lo que intentaré seguir sacando hueco en estos días para hacer fotos y publicar alguna receta, no vaya a ser que alguien se deje caer por el blog buscando inspiración e ideas y no se encuentre novedades desde hace un par de meses…

Arranco con una receta que preparé hace tiempo (al poco de llegar de nuestra ruta de vacaciones por Navarra) pero que puede ser un entrante perfecto para estas fiestas, además es muy rápida, sencilla y está deliciosa.
Intentad elegir -siempre en la medida de vuestras posibilidades- unos buenos ingredientes: pimientos del piquillo navarros, lomos de bonito del Cantábrico, ajo morado de las Pedroñeras… y tendréis el éxito asegurado ;)
Sigue leyendo…

Recetas de otoño: Pollo relleno de setas y pimientos del piquillo

Los días que que no trabajo, aprovechando que solemos juntarnos a comer en familia, me encanta meterme en la cocina y preparar alguna receta más elaborada.
Un par de días antes me los paso pensando qué tengo en la nevera para arrancar con la idea, esta vez había comprado pechuga de pollo fileteada -pensando en salvar algunas cenas sin dedicarme a las florituras y optando siempre por comida real- así que sólo tuve que buscar el resto de ingredientes en armarios, congelador…

Et voilá! ya que el día se ha levantado frío y lluvioso, por aquí os dejo un plato con los matices otoñales que le otorgan las setas, el tomillo o la trufa, una delicia, os lo aseguro.
Sigue leyendo…

Recetas griegas: Spanakopita

Αττικά Αρτοποιεία, así se llama la panadería/pastelería que hay en la esquina de la Plaza Omonia con la calle Agiou Konstantinou (también hay otra súper céntrica en la calle Ermou, justo enfrente de la iglesia bizantina de Kapnikarea). Seguramente en esta cadena no hagan las mejores spanakopitas, tiropitas o koulouri de Atenas, pero a mí todo lo que probé me supo a gloria, además van muy bien de precio y nos ofreció esa opción de comprar algo para llevar y tomar rápido mientras paseábamos por Atenas con un agujero de hambre en el estómago, un síndrome de Stendhal de la leche y de camino a la Acrópolis, el Cerámico, el Filopappos, el Licabeto…

He de decir que entre estas dos empanadas de las que os hablo (spanakopita: empanada de pasta filo rellena de espinacas y feta / tiropita: empanada de pasta filo rellena de queso y huevo), mi preferida es la tiropita, ya que soy ultrafan del queso de cualquier tipo, leche, procedencia, curación y variante -¡encima ahora trabajo con ellos!- (poco más he de decir), pero teniendo por casa espinacas suficientes, me decidí a preparar esta receta que hoy os traigo para seguir con la temática helena. Sigue leyendo…

Solomillo relleno de setas con salsa de ciruelas y uvas pasas y guarnición de patatas Hasselback. #DíadelVino

Menudo título me ha quedado… ¡más largo que un día sin pan!
Y menuda recetita rica, os aviso que podéis prepararla para estas fiestas,
en casa fue una triunfada
¡casi que no quedaron ni las cuerdas de atar el solomillo!

Os cuento su historia:
resulta que hace unos meses, mi paisana y amiga Graci (ya la conocéis, es la crack de Pinchos y Canapés) nos retó a un grupo de blogueros manchegos a festejar el #DíadelVino de la tierra en twitter, maridándolo con un plato de nuestra elección, se puso en contacto con los amigos de la D.O. Valdepeñas (@dovaldepenas) y, como son más majos que las pesetas,
nos enviaron una botellita para celebrar el evento =)

Como veis, mi elección fue un vino tinto -aunque yo suelo beber bastante más vino blanco que tinto, pero para la carne me pareció el más adecuado-
y recibí un roble espectacular con un color y sabor intensos.
Sigue leyendo…