Guiso de garbanzos con langostinos

Con el frío y la lluvia de estos días, he llegado a casa del trabajo helada y con muchísimas ganas de comer platos calientes de cuchara, con su caldo rico, sus legumbres… de entre todas, mi favoritos son los garbanzos y pensé en hacerlos con calamares o sepia -otra receta que me encanta-, pero tenía langostinos en casa, así que no encontré excusa posible para no prepararlos.

Como siempre os digo, sacad ratos para cocinar.
Solemos llegar súper cansados del trabajo y las mil y una faenas que nos vamos marcando, muchas veces sólo apetece abrir la nevera y comerse medio bote de aceitunas, unas lonchas de jamón, un par de rebanadas de pan y un yogur por no perder tiempo y no ensuciar de más, pero eso podemos hacerlo un día de prisa extrema, el resto hemos de comer como lo hacíamos de pequeños: comida real, cocinada en casa, con alimentos reales e intentando saborearla y disfrutarla con calma.
Yo suelo dedicar el domingo o varias tardes a la semana para preparar las comidas de la semana, os aseguro que con un poquito de organización es suficiente ;)

Y volviendo a la receta: con casi todos estos guisos y potajes lo suyo es hacer cantidad de más y que nos sobre de un día para otro, ¡que está más rico aún! Seguir leyendo…

Anuncios

Hummus, mutabbal y batbout

¡Buenas, buenas!
Hoy hago una aparición fugaz por aquí para dejar estos deliciosos mezzes.

Unas recetillas fáciles que nos van a servir para ir abriendo boca,
y en unos días os traigo el plato fuerte para organizar un menú árabe con el que nos vamos a chupar los dedos y hasta la mano entera, ¡ñam!
Sigue leyendo…

Moussaka de hortalizas con quinoa (¡¡¡y resultado del Sorteo de Año Nuevo!!!)

En este año nuevo en el que ya estamos inmersos, me he propuesto cocinar en cantidad y así poder actualizar mucho más el blog (en la medida de mis posibilidades, claro) y es que a veces pienso que me meto en muchos fregados, ando con demasiadas tareas entre manos y al final no me da tiempo a abarcar tantísimas cosas como quiero hacer =(
Lo sé, tengo que empezar a organizarme un poco y establecer prioridades…
todo se andará, es difícil cambiar, ¡poco a poco!

Para empezar a cumplir con este propósito,
hoy os dejo de nuevo una receta con quinoa.
Un poquito elaborada, eso sí, pero si la probáis
¡os va a encantar hasta el infinito!
Sigue leyendo…